lunes, 1 de febrero de 2016

FILTRO ANTIPARTÍCULAS

¿Qué es un filtro antipartículas (FAP)?

Es muy simple un filtro antipartículas se encarga de recoger las partículas de hollín de los motores diésel, para después quemarlas de forma controlada en el propio filtro aprovechando el calor producido por el tubo de escape. Con esto conseguimos que las partículas se eliminen antes de ser emitidas por el escape.

Cada cierto tiempo es necesario realizar una regeneración del filtro sobre todo si se circula con el vehículo solo por ciudad y tiempos cortos.

¿Pero cómo se realiza una regeneración del filtro?

Los vehículos cuentan con una programación automática que cada cierto tiempo realiza una regeneración del filtro, pero para ello han de darse una serie de parámetros tales como:

-         - Que le motor este en temperatura de funcionamiento (90 grados)
-        -  Que estemos circulando a unas 2500 rpm o más
-         - Que circulemos con las anteriores condiciones durante unos 30-40 minutos

No hay ningún problema si empezamos a realizar la regeneración y por ejemplo reducimos las rpm por debajo de las 2500, no pasa nada ya que se interrumpe momentáneamente y se reinicia automáticamente en el punto que se quedó al volver a alcanzar las revoluciones.

En caso de que el filtro este tan saturado que la regeneración automática no se pueda realizar, hay medios para realizar una forzada para esto necesitaremos una serie de instrumentos especiales:

-         - Máquina de diagnosis con conector OBD
-         -Productos especiales para la limpieza del FAP

En este caso echaremos el producto en el FAP y con la máquina de diagnosis simularemos un ciclo de regeneración del filtro.

Este proceso tiene que ser realizado por un profesional cualificado y siguiendo unas normas de seguridad y de control ambiental.

La limpieza del filtro antipartículas es un proceso aconsejable sobre todo para los vehículos que solo circulan por ciudad, ya que no solo aporta beneficios medioambientales para todos, sino que también mejora la respuesta del motor he incluso reduciendo el consumo ya que si el filtro está saturado el motor tiene que realizar mayor trabajo para evacuar los gases.


Por lo que un gran consejo mantener limpio el FAP en los motores diésel ya que son todo beneficios, sobre todo ahora que en las ITV van a mirar mucho más el tema de los humos.


                                                                                                                                                            Este es el aspecto de un filtro saturado